¿Qué nos deparará el futuro?

Conocer cuál será nuestro futuro más inmediato es una información que muchas personas, quizá la mayoría, quisiéramos tener a nuestro alcance. Personalmente no creo, sinceramente, en futurólogos o parlanchines que nos venden un futuro que nada se corresponderá, finalmente o salvo coincidencia, con nuestro futuro real.

Lo que sí que he podido comprobar últimamente, y conforme avanzo en mi labor representativa en AUGC mucho más, es que, si existen personas que “conocen el futuro del prójimo”, es más, saben mucho más que tú mismo de lo que te deparará tu propio futuro, o por lo menos se permiten el lujo de especular de forma abierta sobre ello, tristemente.

Como digo, no creo en futurólogos, mucho menos en parlanchines y especuladores de la vida del prójimo, por lo que pido que se eviten centrar tales prácticas en mi persona ya que no conducirán a nada, de verdad.

Aprovecho para decir que mi futuro inmediato, lo siento, sí que lo conozco. Y es un futuro trabajando incansablemente por los derechos de mis compañeros y compañeras, ese es mi único futuro, y mi único objetivo, seguir desarrollando un proyecto ilusionante, un proyecto de futuro para un colectivo maltratado pero que se merece un respeto de verdad, un respeto, no de palabra, si no un respeto transformado en hechos, en derechos y en futuro positivo para todos.

Es evidente, y resta decir, que mi futuro está ligado a un grupo de más de 800 representantes (vocales y dirigentes provinciales y federales) de AUGC, y al de más de 30.000 guardias civiles que necesitan y claman por sus derechos. Un colectivo que no se oculta tras acusaciones infundadas y tendenciosas como otros, un colectivo que habla de equiparación salarial, sí, pero también de conciliación laboral-familiar, un colectivo que habla de poner solución a la lacra de los suicidios en la Guardia Civil, un colectivo que necesita fuerza suficiente para defender sus intereses, y los de su familia, al fin y al cabo, en aquellos lugares y espacios donde alguien quiera escucharnos.

Por ello digo que conozco mi futuro inmediato, así es, un futuro lleno de lucha, pero con ilusión que se deberá transformar en los próximos meses, con ocasión de las #EleccionesConsejo2017, cualquier especulación sobre mi persona sinceramente está de más, quién quiera hablar sobre futuros quedo a su disposición, como siempre he hecho.

Saludos y mucha fuerza para el futuro.

Anuncios