Tiempo

Tiempo, esa maravillosa palabra que, según la Real Academia Española de la Lengua, y entre muchas de sus acepciones o significados, quiere decir, “Magnitud física que permite ordenar la secuencia de los sucesos, estableciendo un pasado, un presente y un futuro…

Que escaso ando, pues, de magnitud física que me permita ordenar mi secuencia de los sucesos que me acontecen, que escaso ando de tiempo, amigos y amigas lectoras.

Esto no deja de ser una excusa, que me he buscado, para argumentar que llevo muchos meses sin realizar ninguna aportación a éste mi ‘Espacio‘ personal; no tiene más misterio, ni tan siquiera es que hoy me haya levantado más filosófico de lo normal, no suele ser así por desgracia, no teman.

Lo que si me he dado cuenta es que mi ‘Espacio‘ necesitaba un impulso nuevo, y por tanto he cambiado algo la imagen del mismo, espero que os guste. Y con este impulso revitalizador que he pretendido dar a éste ‘Espacio‘ personal mío, aunque sea solo a nivel estético, espero que suponga una nueva motivación para retomar mis aportaciones periódicas.

Podría aprovechar esta entrada nueva para hablar un poco de la situación y la labor hercúlea que estamos iniciando en AUGC, con la puesta en marcha de las acciones internas para concurrir a las próximas Elecciones al Consejo de la Guardia Civil. No hubiera imaginado lo complicado que es organizar una campaña electoral, sinceramente. Y si ya de por sí mi trabajo habitual diario en AUGC me restaba mucha ‘magnitud física para ordenar los sucesos’, con el desarrollo de ésta labor organizativa de unos comicios, supone que ya estoy comprando tiempo hasta en el wallapop.

En cualquier caso, y pese a todo, el ánimo personal y común de quienes me rodean diariamente en mi labor profesional es muy motivadora, muy positiva, y sobre todo muy alentadora. El futuro no está escrito, desde luego, pero creo que el futuro de AUGC sigue estando por encima del futuro de cualquier otra organización en nuestro ámbito, y eso es positivo para todos los trabajadores y trabajadoras de la Guardia Civil, estoy convencido de ello.

También, y aprovechando el texto, podría hablar de lo que nos rodea, por ejemplo de la situación política en que vivimos los españolitos.

Podría, he dicho, pero viendo la cantidad de moho infeccioso que están saliendo de las alfombras genovesas de algunos, las cuales están llevándolas a limpiar a Soto del Real. Viendo también lo malo y lo peor que representan algunos dentro de unas mismas siglas políticas centenarias, y que la opinión pública obvia a la tercera opción algo más apaciguadora. Viendo los shows que montan las ‘esperanzas moradas‘ con autobuses tuneados u operaciones de imagen que censuran cualquier opción de diálogo o entendimiento. Bueno, pues si, podría hablar de lo que nos rodea, he dicho, pero no tengo tiempo, discúlpenme, otra vez será.

Anuncios